domingo, junio 22, 2014

Aplicación de la renta

El programa de la declaración de la renta es sencillamente malo, muy malo. Si nos centramos en la versión para Linux, directamente no funciona. A la primera de cambio en la que tiene que mostrar un diálogo producto de alguna acción que esta dentro de otro diálogo, ya no responden las ventanas de esos diálogos, siendo imposible volver a recuperar el control. La versión para Windows es más estable, pero también le pasa lo mismo aunque en menor medida.

Por curiosidad me he dado por descargar el manual práctico para hacer la declaración.... 1001 páginas. Cuando uno piensa en un manual práctico, pues piensa en algo manejable, que te pueda dar las pistas necesarias para lo fundamental e imprescindible. ¿Son necesarias 1000 páginas? No quiero pensar en el manual avanzado.

Hay que hacer un master de posgrado para la declaración. No debería ser tan difícil. Total, que al final tuve que recurrir a mi suegro, que tiene la santa paciencia suficiente para lidiar con el 'pograma'. Todos los años me pasa lo mismo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario